489 Views |  Like

El tónico, ese gran desconocido.

El tónico, ese producto que todas tenemos y que casi no usamos.

Es fresquito, nos da sensación de limpieza y deja un agradable olor (en muchos casos) en la piel. Pero: ¿Sabes realmente qué es el tónico?.

Hay diferentes tipos de tónicos. Por regla general, es un líquido astringente que ayuda en el proceso de limpieza de la piel. Hay de varias clases, por ejemplo, lociones tonificantes hidratantes que aportan justamente eso: hidratación a una piel seca y apagada. Sin embargo, su papel más importante -bajo mi punto de vista-, pero menos valorado, es que equilibra el Ph de la piel. Al complementar la limpieza, ayuda a mantener el poro cerrado y prepara el cutis para el tratamiento que vayamos a aplicar posteriormente.

Como ya comentaba antes, existen de varios tipos, e incluso, limpiadoras 3 en 1 que ya lo incorporan y facilitan el proceso de cuidado de la piel cada día. Pero eso sí, mi recomendación es que antes de adquirir uno, se fijen bien si contiene alcohol. Muchos tónicos de marcas muy conocidas lo incluyen, no me queda claro el por qué, pero podría ser para facilitar su evaporación rápida en la piel. Bueno, pues el alcohol en la piel… no es bueno, simplemente. Favorece la aparición de las manchas, causa daños, parece que limpia pero luego multiplica la aparición de granitos… qué se yo, produce efectos (a mí me los ha producido) y que evidentemente nos gustaría eliminar.

¿Cómo utilizamos el tónico?

Volviendo al tónico facial, si usamos una limpiadora 3 en uno no nos hará falta luego volver a usarlo. Pero si no, su aplicación es muy sencilla: algodoncito, lo mojamos y aplicamos por la cara y el cuello. ¡Sí, el cuello! Es una prolongación de nuestra cara, y si me apuran, diría que hasta el escote. Que luego salen manchas y arrugas y nos preguntamos el por qué. Bueno, pues esas zonas también hay que cuidarlas.

Evitamos, eso sí, el contorno de los ojos, y esperamos a que se seque completamente para aplicar el siguiente tratamiento, ya sea un sérum o la crema hidratante. Yo, como uso una 3 en 1, hace tiempo que me salto este paso, pero cuando me noto la piel tirante y aplico el tónico hidratante, me encanta ver como ese algodón de queda a veces oscuro, con suciedad. Y pienso: que limpia tengo ahora mi cara. ¡Da gusto!

Los hombres, además, que sepan que es fantástico para después del afeitado (Una vez más, ¡¡que no tenga alcohoooool!!). Su uso, como todo: dos veces al día y a presumir de piel limpia y equilibrada.

Así que ya saben, a tonificar después de las fiestas, y no sólo los glúteos. ¡Ja!